domingo, 7 de febrero de 2016

LA CUEVA SANTA IN MEMORIAM

Santuario de la Cueva Santa
Toni se volcaba en todos los trabajos que hacía y en este no fue menos.
La exploración de la cavidad en que se halla ubicado el Santuario, fue para todo el grupo de espeleología La Senyera de Valencia más que un trabajo.

Parte de la historia del Santuario apareció grabado en las partes más inaccesibles de la cueva y las imágenes que el grupo obtuvo de tales testimonios serán  en lo sucesivo un activo de su patrimonio cultural.

Allí estuvo Toni Fornes como figura imprescindible, motivadora, aglutinadora y entusiasta.


Por eso hoy en su memorial que hemos celebrado en este lugar tan querido por el como por el grupo espeleológico ha sido emocionante.

Tanto más cuando las palabras que su amigo y oficiante ha pronunciado, han sonado llenas de sentimiento, de sinceridad y no han sido parcas en su recuerdo.

Me alegro de haber asistido. Hemos avivado su recuerdo al tiempo que podemos observar cuanto de estimado era nuestro común amigo.
Me siento feliz además, de haber podido abrazar y estrechar lazos con compañer@s, que dadas mis circunstancias actuales, apenas puedo compartir tiempo.

Y por último salgo animado, porque creo que ha sido la primera vez en la vida que he escuchado una ceremonia en donde el sentimiento ha predominado sobre el rito y la retórica.


Estoy muy contento, pero mucho, de que su nombre se ligue para siempre a un lugar que el amó y que le compensa con la reciprocidad del reconocimiento.

La mayoría de las veces no hacen falta palabras Divinas. Solo es necesario que las humanas, oficiales o vulgares, sean llanas y sinceras.

Por eso nos alejamos del lugar alegres y recuperando una referencia.